viernes, 7 de octubre de 2016

TERRITORIO DINOPOLIS

Este año Territorio Dinopolis cumple 15 años desvelando a grandes y pequeños los misterios de los Dinosaurios. Aprovechando las entradas que nos regalaron para tal evento, este septiembre decidimos hacer una visita familiar a la sede principal de este parque temático mitad museo mitad parque de Atracciones.


En principio es un parque para toda la familia pero yo creo que los adolescentes de 14 años en adelante igual se aburren... a menos que sean unos amantes de los dinosaurios y quieran leer toda la información que encuentren por el recinto. Lo mismo nos pasa con los niños muy pequeños, que como las atracciones son semi a oscuras... igual tienen miedo o lloran cuando un dinosaurio les salta encima.
La atracción estrella es el Simulador 4D, atracción a la cual no pudimos subir por haber restricciones de altura (Prohibido a menores de 120cm). Otra atracción que nos saltamos porque queríamos dormir los meses futuros por las noches es el TRex. Pero el resto de cosas, son perfectas para niños de 5 años.
 Os cuento nuestra visita. El parque abría a las 10 am y entre que llegamos tarde y la cola para entrar (cosa que no me esperaba), casi se nos hicieron las 11 cuando traspasamos la puerta de entrada. Muy amablemente un guía nos coge a un grupito, nos da un mapa y nos indica qué podemos hacer. Justo en la entrada hay la atracción que más me atrae: "Viaje en el tiempo". Hay una cola enorme y me parece que nos vamos a ir del parque sin hacerla...
El guía nos indica que como vamos con niños pequeños, subamos directamente a la planta 2 que a las 11 empieza una obra de teatro para los pequeños de la casa: "El club de los Paleontólogos". Es una obra musical donde dos estudiantes de antropología enseñan a los niños los nombres y características de los dinosaurios más importantes para que, una vez finalizada la función, el Dr. Dinopolis pueda entregarles en persona su diploma oficial de "Paleontólogos". Ni que decir que mi hija nada más llegar a casa lo colgó en la pared de su habitación toda orgullosa, jejeje.

De allí nos fuimos al siguiente edificio a través de un túnel exterior. El rollo debe ser que cuando llueve te mojas y parte del parque no se puede disfrutar. Pero estábamos a 25ºC así que no tuvimos ningún problema.
En la zona exterior encontramos el museo paleontológico, que se merece al menos una breve visita, la paleosenda, con un "laberinto", una construcciones para súper escaladores (las hay por edades así que los más peques tienen unas para ellos bastante fáciles), y algo muy curioso, creo que se llamaba Tierra magma, que era una zona de arena en donde tienen que ayudar a los paleontólogos a desenterrar huesos de dinosaurio. Lo encontré muy curiosa y mi hija usó sus zapatos para desenterrar un poco uno de los huesos. También en esta zona hay unos huevos gigantes donde nos podemos meter dentro y hacernos fotos. Los niños necesitan ayuda para entrar dentro y algunos adultos... la necesitan para salir :-)
Lo siguiente fue hacernos fotos con las maquetas a escala real de dinosaurios. Costó sacar a mi hija de allí.
De aquí nos fuimos a una zona con varias atracciones: el simulador de 4D, TRx, un teatro para todos los públicos, no tan infantil como el anterior y... uno de los varios restaurantes que hay en el parque y en el cual decidimos comer más tarde. La comida no estuvo mal pero los postres no me mataron. La próxima vez me cojo un helado industrial o fruta. 
En esta zona nos subimos a la primera atracción, "El último minuto", un viaje en barca muy instructivo, al igual que todo el pasillo que va desde la entrada de la atracción hasta la barca. Aquí podremos conocer nuestros orígenes. Para mi hija era la primera vez que oía que proveníamos de un mono y ver durante el paseo en barca como vamos evolucionando y perdiendo pelo, le hizo mucha gracia.
Aprovechando que eran poco más de las 13, comemos. Intentamos ir ligeritos ya que las atracciones son todas a las horas en punto y queda poco para las 14. Nos vamos corriendo hacia la entrada y nos ponemos a hacer cola en el "Viaje en el tiempo" donde parece que hayamos entrado en Jurassic Parc. Nos subimos en un coche perfectamente protegidos para que no nos pueda saltar un dinosaurio encima y comernos... Si tuviera que decidir, no sé qué atracción me gusta más, si la de la barca o ésta. Las dos son muy recomendables!! Eso sí, pensad que son para todos los públicos así que no hay curvas bestias ni desniveles. Son muy muy light. Es como ir a Eurodisney y estar solo en las atracciones de Fantasyland.
No se después de que atracción fue pero aparecimos en una sala donde pintaban la cara a los niños y habían los típicos paneles donde pones la cara y te haces una foto graciosa. También había una persona disfrazada de Dinosaurio que te hacia una foto de recuerdo con él. Y en la misma sala había una expo de los dinosaurios más famosos de la historia del cine con fotos y explicaciones. Mi hija es una fan de Godzilla y como no, se quiso hacer una foto con el monstruo nuclear.

A las 14:30 empieza una peli en 3D justo en la puerta de al lado de "Viaje en el tiempo" así que nos vamos corriendo otra vez para allá a hacer cola. Como todavía quedan 10 minutos, mi hija y yo damos un paseo por la Dinotienda que está en la misma planta ya que algo me dice que después de la peli... la tendremos que sacar en bracitos del parque.
Los precios de la tienda no están mal, para lo que suelen ser este tipo de parques. Recuerdo mi primera visita que todo lo encontré carísimo. Al final mi hija sale muy contenta con un bolsito muy cuco de 11€ pagado con el dinero de su hucha.

Empieza la peli. Nos dan unas gafas 3D y empezamos a ver las aventuras de un pequeño dinosaurio. La película es para todos los públicos y para nuestra sorpresa a mi hija no le da nada de miedo. Y eso que a veces parece que una boca gigante llena de dientes nos vaya a comer!!
Con esta atracción, damos por finalizada nuestra visita al parque.

Hasta la próxima Dinopolis!

miércoles, 21 de septiembre de 2016

PARC TURÓ DE CAN MATES

Que los niños necesitan ir al parque para desfogarse está claro. Pero... ¿quién no tiene ganas de columpiarse o tirarse por un tobogán como hacen ellos en vez de estar sentado en un banco esperando a que se cansen? Yo soy de las que cuando no mira nadie.... me columpio un buen rato con mi hija. Pero claro, tirarme por el tobogán... como que no. Me da bastante vergüenza que me pille alguien subiendo el tobogán con tacones... Este finde encontramos la solución en el Parc Turó de Can Mates de Sant Cugat del Valles, un parque en forma de montaña con toboganes aptos para adultos.


Por lo general en los parques ya te indica a partir de qué edad no está permitido subirse en los columpios pero en este parque no vimos prohibiciones para los toboganes. Es más, si vuestro hijo es un poco pequeño, puede salir volando si no lo estáis esperando abajo como si fuerais una colchoneta. Si lo visitáis, veréis montones de padres tirándose con sus hijos por los cuatro toboganes principales. Dos en forma de tubo, otro doble para tirarse cada uno por un lado a ver quién llega antes... Pero el mejor, es uno en el que bajas dando botes, parecido al de los parques acuáticos pero con la diferencia que como no controles ... en vez de caer dentro de una piscina de agua os podéis dar de bruces contra el suelo al salir volando sin control. Para que os hagáis una idea de la velocidad que coge, mi hija de 5 años bajó todo el rato con su padre. Pero también he de reconocer que niños de su estatura se atrevían a bajar solos y los padres los pillaban a tiempo antes de tocar con la cara en el suelo.


Otro problema de los parques es encontrar aparcamiento cerca. Todos sabemos que llegamos al parque con mucha energía, corriendo con la bicicleta o el patinete, y dejando atrás a los papas muy pronto. Pero la vuelta... aix, que dura se hace, cargando al niño, la bici y la pelota.  Aquí por suerte podemos aparcar justo enfrente del parque ya que está ubicado en una zona residencial de Sant Cugat, el Parc Central (precioso para pasear) con calles anchas y capacidad para muchos vehículos. Nosotros llegamos un domingo sobre las 11 y la verdad es que había muchísimo sitio libre. Para llegar, seguid las indicaciones que encontrareis para ir al CAP de Can Mates y si tenéis GPS, indicarle las calles Josep Irla y Ramón Llull. El parque es alargado así que en algún momento lo cruzareis con el coche y os podréis ubicar para empezar a buscar aparcamiento.

Aparte de los toboganes, que están en la parte más alta del parque, si seguimos bajando podemos encontrar otras atracciones para nuestros peques. A los pies de los toboganes hay un camino de madera con desniveles y puentes con tablones que se mueven. Cuando se cansen de hacer equilibrios, justo al lado hay un tobogán un poco extremo para los niños pequeños, al cual para llegar a lo más alto primero han de escalar por una torre de madera muy bien protegida con cuerdas. A mi hija le encantó y costó mucho hacerla cambiar de actividad.


Seguimos bajando y llegamos a la parte más light del parque, ideal para los más pequeños, con columpios tradicionales, una zona de arena para jugar y ensuciarse,  mesas para montar un picnic,...  En este mismo nivel encontramos 2 tirolinas, una de las cuales puede ser usada por niños muy pequeños ya no están separadas del suelo ni un palmo. Los medianitos de Preescolar, necesitaran subir un pelín las piernas para no tocar con los zapatos el suelo. Mi hija probó las dos pero lógicamente, con 5 años le gustó más la de los niños grandes.

Aquí finaliza el parque pero continua por un paseo arbolado, donde no siempre vamos a la sombra,  paralelo a una pequeña riera la cual podemos ir cruzando por pequeños puentes de madera. Es una zona romántica construida con buen gusto donde pasear tranquilamente.  En septiembre el riachuelo bajaba vacío pero nos hemos propuesto volver más adelante porque debe ser un camino precioso. Además, a pesar del calor de estas últimas semanas, algunos árboles habían empezado a dejar su tono verdoso por uno más rojizo, signo inequívoco de que el otoño está a la vuelta de la esquina.



Esta zona es la ideal para que los peques acaben de desfogarse con la bici, los patines o el patinete. Por esta zona también encontraremos un parque infantil de los tradicionales y una atracción que yo llamo red de araña. Son esas atracciones en forma de triángulo que has de ir escalando cogiéndote a las cuerdas para llegar hasta arriba de todo. Esta atracción la recomiendo para chicos mayores. Mi hija no llegaba de una cuerda a otra y eso que le puso empeño porque arriba de todo la esperaba un súper tobogán. Pero no hubo manera y tuvimos que subirnos para rescatarla al entrarle el miedo de altura.


Feliz día de parque

domingo, 5 de junio de 2016

CASTILLO DE LOARRE (HUESCA)

Hoy dedico esta entrada a los amantes de los castillos medievales.

Estas navidades vimos la película “El reino de los cielos” de Ridley Scott. En ella aparece un castillo medieval impresionante y decidí buscar más información sobre su localización en Internet. Mi sorpresa fue averiguar que estaba a pocas horas de casa, en Huesca. Así que … sólo faltaba buscar fecha para irlo a visitar. Os aviso que mis fotos no le hacen justicia.


El castillo de Loarre, como indica su nombre, se encuentra a pocos minutos de la población de Loarre. Una vez dejado el pueblo, la carretera sigue subiendo la montaña mostrandonos el castillo a mano derecha. No intenteis aparcar por esta zona. Pasaos de largo el castillo y más adelante encontrareis un parquing gratuito, señalizado y en buen estado. Eso sí, no es muy grande asi que recomiendo llegar pronto para no tener que dejar el vehículo en medio de la carretera.

Una vez aparcado el coche, las indicaciones os llevaran por un corto camino de tierra a un pequeño edificio en donde hay un bar, lavabos (cuando fuimos nosotros, a pesar de la gran afluencia de gente estaban limpísimos) y como no, las taquillas para comprar las entradas del castillo así como algun souvenir.  

El castillo se puede visitar por vuestra cuenta, con un pequeño folleto que nos entregaran en las taquillas, con audioguia o realizando una visita guiada. Nosotros escogimos la primera opcion porque con niños pequeños es imposible plantearse hacer algo guiado.


Lo que sí recomiendo es llevar un calzado adecuado para caminar, nada de zapatitos o sandalias que se nos escapan de los pies, ya que el castillo no ha sido reconstruido y a veces caminar por dentro del edificio es algo complicado, con piedras por todas partes, bastantes desniveles, muchas escaleras estrechas, … Una braga en el cuello tampoco está de mas ya que a pesar de estar a más de 25ºC en Loarre, una vez llegamos al castillo, que está a más de 1000 mtrs de altitud, la temperatura había bajado a 15ºC y hacia mucho viento.

Justo al lado de este edificio hay mesas de madera en las cuales se puede montar un picnic. De hecho nosotros lo intentamos al finalizar la visita pero si algo caracteriza el lugar donde está ubicado el castillo, es que hace un viento increíble, el típico con el que puedes dar saltos en el aire, no se si me entendéis. Así que… imposible comer sin que salgan las cosas volando. Igual es que acertamos el día….

Seguimos por un camino de tierra teniendo como vistas a la izquierda todo el valle y delante… el gran castillo.




Para disfrutar más de la visita, os recomiendo que os intereséis en saber en que habitación os encontráis en cada momento ya que sino, no deja de ser un edificio vacío, sin techo, lleno de piedras. Es emocionante saber si estas en la antigua prisión, o la cocina o la torre de vigilancia por ejemplo.

Si os quedan ganas de caminar una vez visitado el castillo, os recomiendo que coláis algún camino de tierra en dirección del valle para sacar el mejor perfil del castillo, que es el que sale en las postales y el que se ve mientras subíamos la carretera.




Feliz excursión!


Más información

Dirección para el GPS: Carretera del Castillo, s/n, Loarre, Huesca, España

miércoles, 1 de junio de 2016

EXCURSION POR LAS ERMITAS ROMANICAS DE SANT MARTI DEL CORB Y SANT MIQUEL DEL CORB (faltan fotos)

Hoy os recomiendo una excursión por la Garrotxa apta para todas las edades. A pesar de poderse hacer durante todo el año, la mejor época para mí es la primavera (si ha llovido antes) y el otoño.  

La zona de la Garrotxa es una de las que más me gustan de Cataluña. Las "Fagedes" (Hayedos) en otoño son espectaculares y los volcanes inactivos nunca decepcionan. Aquí va una tercera opción para aventurarse en sus bosques: conocer las ermitas románicas de Sant Martí del Corb y Sant Miquel del Corb. 




La excursión comienza en  el pueblo de "Les Preses", a pocos kilómetros de Olot. Cuando lleguéis al pueblo estad atentos al desvío, que se coge desde la gasolinera dirección hacia el polígono industrial. Esta excursión es muy cortita por lo que recomiendo dejar el coche por esta zona del pueblo y adentrarnos en la carretera a pie para disfrutar del paisaje y de un corto paseo bastante plano desde el cual hemos visto masías espectaculares, varios caballos y una granja de ovejas.  

Nosotros dejamos el coche en el polígono industrial porque así lo indicaba un cartel a la entrada en la carretera. No se puede circular por la fageda ya que tiene una sanción de 300€. Pero cuando fuimos a buscar el coche unas horas después, nos habían puesto un papelito en el parabrisas indicando que era propiedad privada... Entonces en que quedamos, ¿se puede aparcar en el polígono como indicaba la señal del ayuntamiento o no??   

Otra opción es una vez llegado al polígono y leído el cartel con la sanción, adentrarse un kilómetro por la carretera asfaltada con el coche y dejarlo en un desvío que hay a unos 100 metros de la Masía "La Canova", que nos queda a mano izquierda. Desde La Canova ya se ve el desvío y coches aparcados más adelante. Calculé que cabían unos 3-4 coches.  

A pocos metros de este desvío, a la derecha ya empieza el camino de tierra que nos acercará a las ermitas. Si siguiéramos otros 50-100 metros en coche por la carretera asfaltada, veríamos más coches aparcados al lado de la carretera. Desconozco si hay una zona habilitada para dejarlos o los deja la gente allí porqué sí. El próximo día intentaremos caminar hasta allí para comprobarlo pero hoy se nos estaba haciendo tarde y ya no investigamos más. En Les Preses habíamos tenido un accidente de coche y con el rollo del parte se nos había ido parte de la mañana. 


Una vez solucionado el tema del aparcamiento y llegado al desvío de tierra, toca empezar la parte más bonita de la excursión. Da gusto pisar la tierra después del paseíto por el campo por la carretera asfaltada. Aun así ya os digo, os lo recomiendo para ir estirando las piernas. 

El desvío no tiene perdida: 



En pocos minutos llegamos a "L´Antiga", una masía preciosa y muy bien cuidada. Por lo que he leído en internet, ya existía en 1186 una masía en el mismo lugar. Justo a la salida de la masía, después de los columpios y la fuente (que envidia de jardín!!),  encontramos otro desvío. Si giramos a la derecha, podemos seguir subiendo la montaña para ir a  Sant Miquel del Corb. Si seguimos el camino recto, nos dirigiremos a Sant Martí del Corb. 

Decidimos coger el camino recto ya que vamos con una peque de 4 años que ya no puede caminar más. El haber dejado el coche en el polígono ha sido demasiado para sus cortas piernas y como no le demos algún aliciente pronto, se nos plantará en el suelo. Además... el cielo amenaza con descargar una pequeña tormenta.  

Al salir de l´Antiga, el camino hace bajada y cuando mi marido, que va unos metros más adelante, nos indica que ya ve la ermita... nos ponemos a correr. El mal tiempo de este invierno (temperaturas alrededor de los 15-20ºC, una sequía de varios meses,...), hace que nos desilusionemos un poco con la vista. La pequeña iglesia es muy bonita, típica del románico pero no hay nada de musgo alrededor, las hojas están totalmente secas y sin color. Han pedido ese rojo que me gusta de las "fagedas".  Aun así, le hacemos un montón de fotos y nos prometemos volver cuando llueva. 




Ya que hemos llegado hasta aquí, subimos la escalinata para poder ver el interior. Debe ser muy bonito casarse aquí.  

Justo al lado hay una fuente con un "abrevadero" a la cual venia la gente en procesión en tiempos de sequía. No sabemos si es potable, aunque ningún cartel indica lo contrario, pero por si acaso, decidimos no beber de la fuente.    

El cielo se empieza a oscurecer y no es por la hora así que empezamos el camino de regreso. La peque está muy cansada así que mi marido se adelanta y nosotras vamos caminando hasta la masía de "La Canova" donde nos recogerá con el coche ahorrándonos una media horita de caminata.  

Ya tengo ganas de que llueva para volver a esta zona y visitar Sant Miquel del Corb.  


Feliz caminata 

sábado, 20 de febrero de 2016

MIS LINKS SOBRE PARIS

Aquí os dejo mis impresiones de Paris así como mis apuntes abreviados, con toda la información que encontré navegando x internet y en revistas de viajes.

 Si alguien quiere que le pase los apuntes enteros (31 paginas) que me escriba y se los enviaré. Está todo detallado por barrios. A mi me fue genial!.

 Feliz viaje!

 

LINKS:

 1- LEER ANTES DEL VIAJE

 http://escapadasentiemposdecrisis.blogspot.com.es/2015/08/paris-leer-antes-del-viaje.html

 

2- QUE VER EN PARIS

 http://escapadasentiemposdecrisis.blogspot.com.es/2015/08/paris-que-ver.html


3- MIS IMPRESIONES DE PARIS


lunes, 21 de diciembre de 2015

HOTELES PARA ATRAVESAR FRANCIA

Cuando decidimos viajar en coche a través de Europa en vez de coger un avión nos encontramos con el hándicap de buscar un hotel bueno bonito barato y encima cerca de la autopista, antes de llegar a nuestro destino final o al menos a la primera etapa de nuestro viaje. No siempre es fácil dar con algo, mi experiencia francófona por ahora deja mucho que desear. No obstante hoy estreno esta nueva sección de hoteles que utilizamos para atravesar Francia camino de otros países por si a alguien le puede interesar.

Aquí iré colgando los links con mis experiencias sobre los hoteles que voy descubriendo y si queréis pasarme vuestras sugerencias las iré colgando en el apartado que corresponda. 

Feliz viaje!

domingo, 13 de diciembre de 2015

LE CLOS DES MEDIEVALES (Le Thoronet)

Tenía mis dudas respecto a este alojamiento pero ha sido una grata sorpresa y se convierte a partir de ahora en nuestra 1º opción de alojamiento cuando toque cruzar Francia y dormir a la altura de Aix en Provence.

Es un hotel sencillo con mobiliario simple pero útil.  Habitación limpia, con armario, mesa y silla. Ideal para descansar después de una larga jornada de coche. En el baño nos esperan los típicos jaboncitos de regalo.

Por booking el desayuno está incluido. Sino, creo que eran 5€, pero no lo recuerdo bien. Por ser Francia, no nos podemos quejar. En los diversos hoteles que hemos parado, siempre nos daban el croissant, el panecillo y la mantequilla con mermelada. Aquí al menos añaden tostadas, yogur, quesitos,... Menos da una piedra. Y para beber lo típico: te, infusiones, cacao, café y leche.

Está situado en medio de la nada pero a 5 minutos en coche de la autopista. El pueblo de Le Thoronet, salvo un súper, no tiene nada más destacable. Por cierto, no sé si fue el cansancio del viaje o qué, pero me costó la tira encontrar el súper. Me lo explicaron varias personas y nosotras a dar vueltas por el pueblo. Menos mal que mi angelito, después de tantas horas de coche estaba encantada de que mama la paseara en cochecito viendo los árboles y las montañas. Al final, la 1º persona que me lo había explicado, me vio tan perdida que nos llevó a la peque y a mí casi de la manita hasta la puerta. Llega a ser un poco más grande la puerta del súper y me come!!! Está a la salida y se puede aparcar el coche en el parking para llenar el maletero sin problemas.

Y si os apetece dar una vuelta antes de cenar, a pocos kms está la Abadía de Thoronet, preciosa según las fotos (nosotros nos fuimos a dormir).